Tiendas diferente 2017-09-19T07:58:36+00:00
  • EL SECRETO DE UN ÉXITO

    DIFERENTE

    Toda una referencia en
    alimentación “gourmet”.

    CONSÚLTANOS

CALIDAD

AL MEJOR PRECIO

En estos más de 25 años en el sector, Diferente ha promovido el mercado de la charcutería ibérica y los productos “delicatessen”. Con el objetivo de proporcionar calidad y variedad a un precio razonable, Diferente se ha convertido en toda una referencia en alimentación especializada o alimentación “gourmet”.

Actualmente, el término “gourmet” está a la orden del día. Estos productos se caracterizan por ser de una calidad superior y estar elaborados de forma artesanal.

Por ello en Alimentación Diferente se pone a disposición de sus clientes una exquisita selección de productos de dentro y fuera de Cantabria a precios excepcionales.

En su charcutería encontrará los mejores y más selectos y variados embutidos donde uno de los productos estrella es el jamón ibérico Sánchez Romero Carvajal 5J, así como una cuidada selección de productos “gourmet” y un amplio surtido de quesos, fiambres, patés y ahumados que aportan calidad y distinción.

En Diferente puede encontrar la mejor carne del mercado como el buey, la ternera de los Valles del Esla o la ternera blanca de Ávila, pero también podrá llevar a su casa algunas de las carnes más apreciadas del mundo, sin olvidar que cada día ofrecen a sus clientes la posibilidad de preparar cada pieza al gusto (asada o guisada) para llevar a casa, siempre de forma gratuita y de la mano de Berti, su chef.

En su amplia selección de congelados encontrará una variada oferta de productos de la más alta calidad: pescados, mariscos, verduras, platos precocinados, etc.

TRADICIÓN FAMILIAR

Que poco cuesta lo bueno en Diferente

La familia del Cerro lleva más de sesenta años atendiendo al público más exigente y entendido de la ciudad. El mismo, que confía en los buenos productos que sirve Diferente en sus dos tiendas de la calle Vargas y el Sardinero de Santander.

El espíritu comercial y permanentemente innovador de Juan del Cerro lo han heredado sus hijos Juan, Pilar y Virginia del Cerro Escudero. Los tres se han integrado vocacionalmente en la empresa familiar. Sus otras dos hijas, Cristina y Carolina han preferido orientar su vida profesional acorde con sus inquietudes.

Pilar y Virginia están al frente en la gestión diaria de la empresa. Pilar, una auténtica sommelier por la Escuela Española de Cata en Madrid y WSET (Wine & Spirit Education Trust) en su delegación de Barcelona. Es directora comercial y de marketing y dirige la tienda del Sardinero. Virginia, licenciada en Turismo, es la responsable financiera y de administración del grupo familiar, tras su paso por Londres donde realizó su primer trabajo tras finalizar la carrera. Ambas son miembros de AMECantabria (Asociación de Mujeres Empresarias de Cantabria).

Juan del Cerro Escudero, dirige actualmente la expansión del negocio familiar bajo la fórmula de Franquicia, después de haber cursado estudios universitarios en Estados Unidos, en gestión de empresas, tecnologías de la información telecomunicaciones y haber “vivido” el día a día del negocio en todas sus facetas y departamentos (compras, tiendas, marketing, gerencia).

UN ORIGEN DIFERENTE

Lázaro del Cerro Portillo, fundador de la saga, comenzó con un pequeño almacen de ultramarinos en la esquina de Santa Lucía con Lope de Vega allá por el año 1940. Su hijo Juan del Cerro Amparán supo transformar, en 1961, la tienda en uno de los primeros supermercados de la ciudad.

El éxito de la fórmula de autoservicio le animó a ser valiente e innovador, perdiendo el miedo al cambio. Supo descubrir las necesidades y demandas del público y encontró un “nicho de mercado” en la especialización alimentaria. Se percató que ante las ofertas de las grandes superficies y de las cadenas de alimentación, había un público exigente que buscaba la calidad, la “marca” y la excelencia a buen precio. Así nació Diferente en la calle Vargas. Un comercio especializado de alimentación “delicatessen” con una gran gama de productos de primerísimas marcas de jamones, embutidos, conservas, bodega de vinos y licores, selecta sección de congelados y cuidada carnicería.

La respuesta positiva del público no se hizo esperar. No sólo captaba clientela de su entorno, en el centro de Santander. –“Desde la periferia de la ciudad, veíamos que venían, y siguen viniendo, clientes a comprar nuestros mejores productos a la tienda de Vargas”, – nos dice Juan del Cerro, padre. “Por eso me decidí a abrir la tienda del Sardinero en los bajos del Hotel Santemar. Y acerté, gracias al público de la zona”.

EL FUTURO

DIFERENTE

El futuro de DIFERENTE es ya presente.
Esta es nuestra realidad diaria: contribuir a que la felicidad
alcance a miles de personas cada día a través de la buena
alimentación y la gastronomía.